Transparencia, palabra de moda en la industria alimentaria

Con el aumento de las dietas más saludables y orgánicas, la industria alimenticia ha notado el creciente número de consumidores preocupados por su bienestar. Los consumidores conscientes de la salud se preocupan por lo que contienen sus comidas y los productos que compran en los supermercados, desde los ingredientes hasta la cantidad de calorías consumidas.

Los consumidores quieren transparencia sobre los alimentos que consumen, todos los detalles, sean buenos o malos, porque quieren tomar la decisión correcta de lo que van a comer.

En ese sentido, Response Media, una agencia digital y directa de servicio completo que combina la adquisición de clientes con el marketing por correo electrónico personalizado, realizó un estudio que indica que una gran cantidad de consumidores considera importante la transparencia en sus productos.

El 99% busca esa transparencia en los alimentos frescos, el 98% para alimentos envasados, y el 70% dijo que sus compras siempre o con frecuencia están influenciadas por la transparencia en la información de los productos.

La transparencia se ha convertido en una gran palabra clave en la industria de los alimentos, convirtiéndose en un requisito más que una opción.

Con la cantidad de información disponible para las personas hoy en día, querer saber qué hay dentro de lo que comen es una demanda creciente. Los consumidores quieren la verdad y es importante que los minoristas la tengan en cuenta porque la transparencia juega un papel clave en el lugar donde los clientes eligen comprar.

Consumidores desconfían de los productos con falta de información

Label Insight, una empresa de ciencia de datos que captura información del empaquetado de los productos, descubrió por su parte que los fabricantes que adoptan una “transparencia total” serían recompensados con la lealtad de aproximadamente el 94% de los consumidores.

Su informe agrega que los consumidores desconfían de los productos con falta de información e incluso cuando se proporcionan datos pero no entienden completamente lo que significan, debido a inconsistencias, sobrecarga de información y desinformación.

Según Label Insight, más de un tercio de los encuestados (35%) admiten que a veces se confunden con lo que dicen las etiquetas de los paquetes de alimentos, y casi dos de cada cinco (38%) dicen que les preocupa consumir productos que contienen información en la etiqueta que no reconocen.

El estudio también menciona que los consumidores valoran factores tales como la sostenibilidad o atributos tales como bajo en azúcar u orgánicos. Destaca que los consumidores valoran los ingredientes saludables cuatro veces más que el reconocimiento de marca, el 24% frente al 6%.

Y de acuerdo con una publicación del blog de la National Grocers Association, David Carter, CEO de FoodChain ID, un administrador técnico del programa de verificación de productos Non-GMO Project, dijo: “Los consumidores no están exigiendo que todos los alimentos sean no transgénicos y nosotros no tomamos la posición de que esto siempre deba ser necesario. Pero lo que los consumidores claramente demandan, más que nunca, es que los alimentos sean inspeccionados minuciosamente y reciban las certificaciones adecuadas, y que esto lo realicen profesionales calificados que garanticen un etiquetado preciso para ayudar a los consumidores a tomar decisiones de compra plenamente informadas”.

Fuente: Abasto